jueves, 16 de abril de 2009

MARGARITA SÁNCHEZ.- Belter 51.284 (1967)

Nuestra siguiente protagonista es Margarita Sánchez, quién desarrolló su carrera artística en la década de los 50. Fue una brillante intérprete de cuplé, de aquel que Rodríguez Moyano como decadentes canciones de patio de butaca y cuello duro, que se agotaron con su tiempo dejando paso al desgarro trágico de la copla.
Sus primeras grabaciones las realizaría en 1951, entre las que podemos citar el tanguillo La Galeona y el Garrotín de los besos, éste último escrito por Ochaíta, Valerio y Solano. En estas grabaciones, acompañaba a la guitarra a la artista Paco Aguilera, con quién estuvo casada. Con acompañamiento de orquesta, datan de esta época Capotillo torero, las zambras Con un pañolito blanco y Puñales, la canción-marcha Pepa Levante y la zambra-farruca La mare mía que también grabara Antonio Amaya. Otras grabaciones en su repertorio son las revisiones de los clásicos inmortales Cárcel de oro, Romance de valentía o No me quieras tanto. Aunque sin duda, uno de sus mayores éxitos fue el pasacalle Si vas a Calatayud, más cercano al cuplé que a la canción popular.
El EP que les ofrecemos fue grabado en 1967 para Belter, con temas musicados por el Maestro Quiroga.

Disfruten con este disco que nos ha facilitado Pedro Sierra, quién anoche me dio la idea de publicar este disco. A ti, por ser especial y por hacerme entrega de muchos de los dones que posees.

CARA A:
01.-La guapa de Cádiz
02.-Otra noche más

CARA B:
01.-Molinero de mi vida
02.-Celos de turca

DESCARGUE AQUÍ

3 comentarios:

pesiro67 dijo...

Se nota que Margarita viene de la vieja escuela del cuplé, en su voz tiene matices que no son propios de la copla, pero tan distinguidos y delicados...Es otra forma muy interesante de decir estas canciones. El disco me ha dejado muy buen sabor de boca. Gracias por su publicación.

Anónimo dijo...

Sinceramente, es de las entradas que menos me han gustado en el blog. No por el disco -de los pocos de Margarita en vinilo- sólo que su acento dista mucho de parecerse o asemejarse a mi gusto coplero.

Además, no posee ni siquiera gran voz, impostándola de forma poco correcta.

Gracias de todas formas.

totora dijo...

Creo que es una buena publicación la de este disco, que como dice Anónimo es de los pocos vinilos que pueden encontrarse de Margarita. A mí, me ha gustado bastante. Lo bueno que tiene este género es la pluralidad de intérpretes que se han acercado a él, con mayor o menor suerte. Encuentro la voz de Margarita tan dulce...
Ya decía Álvaro Retana de ella que poseía una voz que justificaba ovaciones, y Máximo Díaz de Quijano decía que se entregaba con pasión a los cuplés que cantaba, pero sin insistir demasiado en una forma tan manida...
Y no lo digo yo, lo dicen los expertos.